Buscar

Categorías

carro  

No hay productos

Transporte ARS 0,00
Total ARS 0,00

Confirmar

Newsletter

 

 

 

Patricio Foglia
"Lugano 1 y 2" 

Nació en 1985, en Buenos Aires. Publicó Temperley en 2011, por Editorial en el Aura del Sauce, reeditado como plaquette por Editorial Subpoesia en 2013. Coordina, junto con Tom Maver, el blog de poesía Malón Malón.


 

 

Prólogo del libro

 

Lugano I y II (contratapa)

 

Desde el misterioso hombre de la escafandra, hasta los parlamentos de los personajes que aceptan, como otra forma de verdad, vivir en la sombra, pasando por ese niño claustrofóbico y hambriento, encerrado en la cuadrícula de un monoblock en Villa Lugano, los poemas de Patricio Foglia parecen rondar, todo el tiempo, el tema del encierro y la libertad, sea de la índole que sea: un nombre, un cuerpo, una clase social o una neurosis de época.

Con un lenguaje directo y al mismo tiempo doble, de sutiles emanaciones y pliegues, cada poema vuelve sobre esa idea de confinamiento y fuga que, de un modo u otro, acarrea todo destino.

También el amor, en sus diferentes formas, nos muestra esa contradicción que es toda cárcel, donde -al quitarnos algo- nos revela el deseo de todo el universo. O algo más sencillo todavía: el deseo de ser otro y de ser el mismo. Después de Temperley -su primer libro-, con este Lugano I y II, Patricio Foglia vuelve a marcar los límites de un territorio poético singular, con una voz barrial que tensa, hasta lo imposible, la canción íntima y la cita literaria. Entre la alienación y las ventajas (o las desventajas) de vivir en una época y en un lugar determinado. 


RESEÑAS:

- El sentido de la dignidad. Por Carlos Schilling para La voz del Interior

Reseña de Lugano 1 y 2. Por Jorge Paolantonia para www.poesiaargentina.com.ar

Metamorfosis latentes. Por Daniel Gigena para ADN Cultura La Nación


 

Poemas DEL LIBRO

 

Es medianoche y soy un autómata

mis pasos me pertenecen y no me pertenecen,

ya empiezo a sentir

la espuma en mis pies

cubriendo cada poro

de mi piel de hojalata.

Alrededor, cada átomo es una burbuja:

imantado, me dejo llevar

avanzo hacia el horizonte


(de la serie "La escafandra") 


**


 

Mis padres me usaban de burro de carga

 

hablando mal, el uno del otro.

Me tocaba transportar material radioactivo

y el líquido espeso de las conversaciones

se filtraba en su goteo

pero a mí no me importaba convertirme

en un burro fluorescente

brillando en medio de la noche.


(de la serie "Lugano 1 y 2") 


**


 

José

 

Al principio, no hubo para mí ninguna buena nueva.

Yo estaba en el taller, preocupado por mi trabajo.

Cuando llegó, supe que algo había cambiado.

Dudé. Sentí miedo. Pensé en los vecinos:

Ahí va  José, el carpintero,

su esposa espera un hijo que no es de nadie.

Sigo sin entender qué paso

pero tampoco me importa: Mi Señor es justo y misterioso.

Soy un hombre sencillo, prefiero no hacer demasiadas preguntas. 

Confío en mi corazón, y también en mi esposa.

Y si tengo dudas,

sigo trabajando, golpeo fuerte, sin decir nada,

atento a mi trabajo con la madera.